Amigos de la Tierra es una organización ambientalista cuyos objetivos están orientados a trabajar desde y para el desarrollo de Sociedades Sustentables, proponiendo cambiar el modelo de desarrollo dominante, pues es el que genera la actual crisis social y ecológica planetaria. A partir de promover la participación de los distintos sectores de la sociedad y fomentar el trabajo en redes con diversos grupos, realiza actividades y campañas enmarcadas en los programas y estrategias institucionales.

jueves, 16 de diciembre de 2010

La bicicleta en el texto urbano

La convocatoria se realizo el día 5 de Diciembre del 2010 a las 16 horas en Obelisco para recorrer en bicicleta a Buenos Aires. Eran alrededor de 500 personas, cada una con su bicicleta, otras en patines, pocas en patinetas, y un entusiasta al observar la épica multitud se sumó intentando participar de alguna manera, con su motocicleta de bajo cilindraje. La convocatoria fue totalmente anárquica, ninguna organización, ninguna entidad, ningún grupo o individuo realizaba el llamado. Nuestro encuentro era un llamado por la Masa Crítica que se define a sí misma comouna coincidencia no organizada, un movimiento de bicicletas en las calles, un paseo mensual para celebrar el ciclismo y para afirmar los derechos del ciclista.

Buenos Aires es una hermosa ciudad, se encuentra llena de museos, parques, espacios culturales, lugares históricos; cualquier rincón se vuelve una aventura para aprender, cualquier puerta abierta en esta ciudad puede convertirse en una oportunidad para disfrutar tu tiempo de ocio. Lamentablemente, como todas las ciudades, Buenos Aires es una ciudad construida para los automóviles; las autopistas la atraviesan palmo a palmo y cualquier calle no importa lo pequeña que sea está preparada para recibir tráfico. Característica que se profundiza al analizar el comportamiento del conductor porteño, quien se considera dueño de la calle, manejando con poca precaución por el peatón y menos aún por el ciclista. En definitiva, las vías resultan siendo un espacio vacío: homogéneas entre sí, en un mapa son tan sólo líneas que unen puntos y que de vez en cuando tienen algún paisaje digno de admirar.

Si la ciudad puede compararse a un texto (urbano) la bicicleta sería un discurso libertario. La Masa Crítica recorrió Buenos Aires durante 4 horas transitando por vías importantes de la capital federal: 9 de Julio, Santa Fe, Las Heras. Esta épica movilización re-significo el espacio porteño; un espacio heterogéneo, irreductible a otro lugar, un espacio en toda su cualidad, pues puede ser rugoso, liso, oloroso, vivo, caluroso y sin lugar a duda en otros momentos asfáltico. El movimiento de las bicicletas construía de nuevo los caminos de la ciudad, dejaron de ser líneas que unen puntos en el espacio flujo del capital para convertirse en todo un paisaje de regocijo y que construye subjetiva y objetivamente un nuevo lugar.

Si la bicicleta es un discurso libertario, los cuerpos que se movilizaron confirmaron que su uso no sólo es un medio alternativo de transporte, sino que es una marca de una práctica política para la construcción de sociedades sustentables. Si una forma de política es el uso de la palabra en el ámbito público en construcción de una sociedad en compañía de otros, entonces la bicicleta como marca del discurso tomo la palabra en las calles porteños. La movilización estaba constituida por un grupo heterogéneo, cada personaje o colectivo protestaba por algo: algunos gritaban al club de Polo, otros animaban a las personas que miraban con inquietud a que se unieran, otros más protestaban con los conductores molestos. Los cuerpos en sus bicis tomaron los carriles, los ámbitos públicos, la ciudad para protestar, pero sin lugar a dudas para reivindicar el uso de la bicicleta, como praxis política, en contra de una cultura petroadicta que está acabando con el planeta.

En medio de esta anárquica reivindicación era sorprendente su organización, lo que nos recuerda que anarquía no es sinónimo de desorden. Los ciclistas que se encontraban al frente, independientemente de quien fuera, se ubicaban en la interceptación de las calles para obstruir el paso de los carros y poder mantener la unificación del grupo. En definitiva, la movilización reivindico la construcción de nuevas formas de relacionarnos con el ambiente, propuso nuevas relaciones con el texto urbano, con nuestros cuerpos, y con nuestros congéneres. En medio de un momento crítico cuando el ser humano tiene que empezar a tomar decisiones no sólo para salvar su existencia en el planeta, sino el de la vida en todas sus formas, en un momento en donde no es posible esperar soluciones desde los gobiernos de los países, cuyo único interés es lo económico, es necesario generar propuestas desde los mismos pueblos, desde los colectivos, los grupos, y desde nosotros mismos para salvar el planeta: el uso de la bicicleta, en este texto o contexto, es una nueva práctica en la construcción de otro mundo posible.


Diego Martinez Zambrano

miércoles, 15 de diciembre de 2010

Comunicado de la Asamblea de Concepción del Uruguay

CONCEPCIÓN DEL URUGUAY, 14 DE DICIEMBRE DE 2010

Con motivo de la finalización del año calendario 2010 hacemos llegar a los vecinos de la ciudad su agradecimiento por la colaboración, solidaridad y respeto hacia las propuestas y reclamos que hemos realizado.

Estamos aquí en el marco de las jornadas que organizadas por la UAC en todo el país con el objeto de hacer pública nuestra posición con respecto al medio ambiente.

Todos somos responsables de cuidar y preservar ya que no es de nuestra pertenencia, sino que lo tenemos prestado de las generaciones venideras.

Estamos defendiendo el derecho fundamental a la vida no solo de los hombres sino de todo lo que representa la vida, no somos uno sin los otros. Todo nos pertenece pero también pertenecemos a todo.

Sin embargo aquí estamos, sin poder contar los muertos que las políticas cómplices del poder dominante nos producen.

Morimos fumigados por agroquímicos junto con las aves y los peces, en los campos, los pueblos y las ciudades.

Morimos de los múltiples modos en que nos afecta la falta de agua que se envenena y se consume por las nuevas maneras de saqueo: la mega-minería a cielo abierto, la soja y las forestaciones para pasta de celulosa.

Morimos asesinados cuando defendemos nuestros derechos conculcados.

A las autoridades políticas locales, provinciales y nacionales queremos recordarles que son ellas las encargadas de promover las políticas públicas necesarias para el cuidado del ambiente, el resguardo de los bienes comunes y el mantenimiento de la paz social. En este sentido responsabilizamos al gobierno nacional, que adhiere y promueve este modo de generar la riqueza y concebir el desarrollo, que también genera los escenarios donde se matan militantes sociales que reclaman un trabajo digno, un terreno para hacer su casa o que no los saquen del lugar donde siempre estuvieron para plantar soja; como ha ocurrido recientemente en Tucumán, Formosa, Barracas o Villa Soldati. BASTA DE MUERTES INOCENTES !!!

Reclamamos que el vicegobernador de la provincia cese en su interés de desvastar la Isla del Puerto con la pérdida de bio-diversidad y los efectos negativos a la biomasa de la ciudad. En nuestra zona protegida, la naturaleza sigue aportando y confiando en la humanidad y allí se puede ver una nueva especie de arbusto –el tarirí- o a especies en peligro de extinción –la pavita de monte- podemos apreciar su valor, su manera de desarrollarse, de autosostenerse, de aportar al futuro, en contraposición a la zoncera de gastar 100 millones para seguir quemando combustible fósil. BASTA DE GASTAR NUESTRO DINERO EN OBRAS INCONSTITUCIONALES E ILEGALES !!!!

Así, pensamos que nuestras autoridades municipales en vez de promocionarse en los “medios nacionales” como “ejemplo” y “pioneros” en el tratamiento de los residuos, hagan lo pertinente para que tengamos la ciudad limpia que nos merecemos. Lo que vemos a diario es que la ciudad está sucia, que proliferan los mini-basurales, que la recolección es deficiente. Las cañadas y arroyos interiores están hiper-contaminados y ni siquiera se considera su saneamiento. El único balneario público gratuito de la ciudad siempre contaminado por las cloacas, ahora también por una empresa constructora. La acción de control o mitigación es nula, impensada. Por el contrario, se entregan valiosos bienes materiales y culturales a cambio de “cuatro chapas y una losa” y maquinitas traga-monedas. Y así podríamos seguir con la enumeración. La alianza gobierno-empresa en la entrega de fondos o bienes públicos ha sido hasta escandalosa, en el transcurso de este año.

Por lo tanto reclamamos:

*Agua para todos y de la calidad que merecemos. Se necesitan mejoras en la para el servicio del agua que vierte de nuestras canillas, quien tiene la suerte de tenerlas. Debemos ampliar la capacidad de la planta potabilizadora y las conexiones existentes. Se acercan las altas temperaturas, no queremos saber que se rompieron nuevamente las bombas y por desidia no hay sido reparadas. H2O!!!!!!!!!!!!!!!!!!! PURA, no queremos agua de pozos contaminados.

*Cloacas para todos, las personas somos personas, TODAS CON LOS MISMOS DERECHOS, no existen diferencias. Aunque pareciera que sí, barrios "que no se ven" sufren día a día los malos olores, presencia de ratas, mosquitos porque en el frente de sus casas pasan orondos los excrementos de todos nosotros por una canaleta natural que ya que estamos la aprovechamos para hacerlos llegar al río y listo.

*Urgente planta de tratamiento de residuos cloacales, nuestro arroyo de la China no da más por la desidia de años de distintos gobiernos que nunca les importó donde se refrescaría la gente que no puede pagar una entrada o una movilidad para llegar a balnearios alejados.

Hoy lo tenemos a la vista, sus aguas están prohibidas por la contaminación

*Urgente tratamiento integral de la basura en nuestra ciudad, no es solución rellenar una cava con toneladas de basura envuelta en plástico con moñito y a esperar que se pudra en Talita, mientras los líquidos residuales contaminan nuestros arroyos, nuestros ríos y mares.

*Urgente replanteo de la en la Obra Isla del Puerto, capricho de 100 millones que pagaremos todos los entrerrianos, a costa de quedarnos sin oxigeno por la ausencia de árboles y presencia de cemento, sin su rara y valiosa biodiversidad, aún estamos a tiempo, la naturaleza de una forma u otra se cobrará semejante atropello.

*Urgente replanteo de “la solución al problema de la Terminal”. Tal como venimos reclamando desde el primer día en que se conoció esta ridícula idea de cambiar bienes valiosísimos por una cucha de perros en la loma del c....ircuito del Tránsito Pesado.

En este marco mundial, nacional y local nos damos cuenta que la calidad de vida de todos los seres vivientes de ésta tierra que debemos legar, es única y exclusiva responsabilidad NUESTRA, por acción u omisión.

Saquemos el papelito del caramelo de nuestro bolsillo y comencemos a pensar qué podemos hacer con él.

ASAMBLEA CIUDADANA AMBIENTAL DE CONCEPCIÓN DEL URUGUAY

sábado, 11 de diciembre de 2010

Cancunhaguen fuerza a la humanidad al suicidio

(Cancún, México, 11 de diciembre de 2010) Los resultados al final de las negociaciones de clima en Cancún reflejan en sustancia los mismos resultados negativos del Entendimiento de Copenhague de diciembre de 2009. Por tanto, amenazan de muerte al Protocolo de Kioto, pero más importante aún, amenazan de muerte a la humanidad ya que de concretarse lo alli planteado se tendrá al final de siglo un planeta con un incremento de la temperatura promedio de más de 5 grados celsius, lo que volverá a la tierra demasiado inhospita para nuestra civilización.

Amigos de la Tierra de América Latina y el Caribe (ATALC) denuncia y repudia este resultado de la COP de Clima, que no obstante será presentado a la humanidad por los grandes intereses económicos como la solución a esta crisis climática. ATALC respalda la denuncia de Bolivia de que los resultados de la COP son inadecuados y no responden a la realidad climática del planeta, sino más bien favorecen los intereses de las grandes corporaciones transnacionales, al tiempo que desconocen la actualidad dramática de numerosos países en desarrollo.

De igual forma, consideramos que el proceso de negociaciones no fue transparente ni abierto, y se basó en las tristes prácticas conocidas como “salones verdes” (negociaciones bilaterales entre grupos de países), que eliminan las posibilidades de discusiones de todas las partes. En atención a lo anterior, ATALC reivindica el Acuerdo de los Pueblos de Cochabamba, el cual seguirá promoviendo porque incluye las soluciones reales al cambio climático.

Los textos presentados al terminar la COP hablan de continuar negociando un segundo período de compromisos dentro del Protocolo de Kioto, pero no mencionan fecha para la conclusión de esas negociaciones y no aseguran ese segundo período. Es más, dejan la puerta abierta para que se desmantele Kioto, único acuerdo vinculante sobre clima que obliga a los países ricos a reducir emisiones.

Sobre esas reducciones, los nuevos textos siguen enmarcados en un sistema de ofertas voluntarias, o sea “promesas” de cada uno de los países, sin hacer referencia a una cifra de recortes que todas las partes tengan que acordar como objetivo común. Aunque los textos no estipulan cifras de reducción de emisiones, ya aseguran mecanismos de flexibilidad para los países ricos, para que puedan alcanzar sus “promesas”. Entre esos esquemas está el comercio de emisiones y el Mecanismo de Desarrollo Limpio (MDL).

En los acuerdos de largo plazo, siguen viendo a los bosques como meros reservorios (sumideros) de carbono y apuntan al comercio de emisiones. Tampoco se asegura el pleno derecho de pueblos indígenas y comunidades locales. En materia de financiamiento climático, se crea un fondo verde, pero se invita Banco Mundial a jugar un rol fundamental. En lo referido a transferencia de tecnología, se crean dos nuevas entidades que analicen el tema pero no se sabe de dónde saldrán los fondos para su funcionamiento.

Ricardo Navarro, integrante de CESTA – Amigos de la Tierra El Salvador, dijo: “Sólo en el Palacio de la Luna (Moon Palace es el nombre del hotel donde se han hecho las negociaciones en Cancún) un instrumento legal como el Protocolo de Kioto termina por beneficiar a los países ricos, responsables históricos del cambio climático, aun que no reduzcan sus emisiones”. “Lo que se discute en la Luna no refleja lo que pasa en el planeta Tierra”, agregó Navarro.

Lucia Ortiz, de NAT – Amigos de la Tierra Brasil, señaló: “Rechazamos un acuerdo sobre bosques que, más que buscar su preservación, los valora económicamente de acuerdo al carbono que almacenan y abre la puerta a más comercio de emisiones para favorecer a las naciones poderosas más contaminantes”.

En tanto, Grace García, de COECOCEIBA – Amigos de la Tierra Costa Rica, manifestó: “sólo a un grupo de lunáticos se le puede ocurrir invitar al Banco Mundial a recibir los fondos del clima, con el historial inmenso que tiene de financiamiento de los proyectos más sucios del mundo y de condicionamientos de muerte a nuestros pueblos”.

Finalmente, Domingo Lechón, de Otros Mundos – Amigos de la Tierra México, subrayó: “Los textos presentados en Cancún no responden bajo ninguna circunstancia a la urgencia planteada por la ciencia y provocarán un aumento de la temperatura mundial promedio de más de cinco grados. Actualmente, con un aumento que no llega a un grado, los impactos del cambio climático ya son gravísimos. Cada año mueren 300.000 personas a causa del cambio climático y de los desastres naturales y sociales que provoca”.

ATALC denuncia que este resultado de Cancún no es más que la repetición del antidemocrático y absolutamente insuficiente Entendimiento de Copenhague. “Tenemos un Cancunhaguen que repudiamos”, cerró Ricardo Navarro.

Por más información:

Ricardo Navarro, CESTA – Amigos de la Tierra El Salvador: cesta@cesta-foe.org.sv

Lucia Ortiz, NAT – Amigos de la Tierra Brasil: lucia@natbrasil.org.br

Grace García, COECOCEIBA – Amigos de la Tierra Costa Rica: graciagarcimunoz@gmail.com

Domingo Lechón, Otros Mundos – Amigos de la Tierra México: domingolechon@otrosmundoschiapas.org

jueves, 9 de diciembre de 2010

SEGUNDA SEMANA DE NEGOCIACIONES EN CANCUN: ANALISIS DE AMIGOS DE LA TIERRA INTERNACIONAL

COMUNICADO DE PRENSA Amigos de la Tierra Internacional

CANCÚN, MÉXICO, – El mayor desafío para la segunda semana de negociaciones
de clima de la ONU en Cancún, es mantener vigente el Protocolo de Kioto
como el mecanismo que establece metas de reducción de emisiones totales
para los países desarrollados, basadas en la ciencia y en la equidad –
establecidas sin mercados ni compensación – y evitar que sea dejado de
lado por los países desarrollados para dar paso al paradigma de reducción
de emisiones voluntarias en base a promesas. Amigos de la Tierra
Internacional exige un proceso abierto y transparente en Cancún, sin
‘reuniones en salas verdes’, para lograr esta meta.

La semana pasada, los países ricos intentaron preparar el terreno para una
posible disolución del Protocolo de Kioto. Quieren operativizar aspectos
fundamentales del Acuerdo de Copenhague que cuenta con el apoyo de Estados
Unidos, especialmente mediante la ‘inscripción’ de las débiles promesas de
mitigación del acuerdo en la Acción Cooperativa a Largo Plazo (LCA),
evitando el proceso del Protocolo de Kioto para el establecimiento de metas
totales de reducción de emisiones para los países desarrollados, legalmente
vinculantes y basadas en la ciencia. Asimismo, el aumento de los mercados de
carbono está apareciendo en muchas partes de los textos de negociación.

El nuevo texto de negociación publicado este fin de semana sobre el
Protocolo de Kioto no incluye metas totales de reducción para los países
desarrollados, y se han agregado importantes excepciones en el Uso de la
Tierra, el Cambio en el Uso de la Tierra y Forestación (LULUCF). Amigos de
la Tierra Internacional exhorta a las partes de la convención que empiecen a
trabajar para establecer dichas metas, sin vacíos legales. En el nuevo texto
de la otra vía de negociación, la LCA, se eliminaron propuestas importantes
de los países en desarrollo, incluso referencias a la reducción del aumento
de la temperatura a límites más seguros.

Manuel Graf de Amigos de la Tierra Alemania, dijo: “Aún estamos a tiempo de
evitar el cambio climático catastrófico. Pero los países ricos, que son
responsables del problema, deben dejar de bloquear las políticas fuertes y
justas que se necesitan. Debemos establecer una meta total en virtud del
Protocolo de Kioto, por la cual los países ricos reduzcan sus emisiones en
al menos 40 por ciento sin mercados de carbono, compensación ni vacíos”.

Kate Horner de Amigos de la Tierra Estados Unidos dijo: “Estados Unidos debe
dejar de intentar forzar a los otros países a que acepten el sistema basado
en promesas, en el cual la reducción de emisiones puede establecerse sin
tener en cuenta la ciencia ni la justicia. Hemos visto a donde nos lleva
esto – a cinco grados Celsius de calentamiento [1]. Eso es inaceptable”.

Lucia Ortiz de Amigos de la Tierra Brasil dijo: “Las llamadas ‘salas
verdes’, en las que los negociadores y ministros en Cancún son invitados en
forma selectiva a hacer sus aportes a los textos de negociación, no brindan
la transparencia necesaria en este proceso complejo y vital para salvar al
mundo de una muerte lenta a causa del cambio climático. La presión de los
países en desarrollo la semana pasada para cambiar este proceso por uno más
transparente fue muy importante y quisiéramos ver que lo mismo sucede esta
semana”.